Reinventan sus carreras a través de la mecánica de aviación

Este artículo es reproducido por CienciaPR con permiso de la fuente original.

Contribución de CienciaPR: 

No

Por: 

Rut N. Tellado Domenech
Wilmer Arroyo, director ejecutivo del Iaapr, informó que la certificación que están por completar los alumnos (en segundo plano) fue desarrollada en alianza con la empresa de aviación Lufthansa Technik. (Tony Zayas)

AGUADILLA - La pérdida de un empleo o el deseo de retomar un sueño olvidado  pueden motivar a muchos a reinventarse. En este municipio, un puñado de profesionales ha elegido hacerlo al insertarse en la industria de la aeronáutica.

Tal es el caso de  Fernando Rivera González,  de 47 años y vecino de Rincón. La empresa donde trabaja como mecánico industrial avisó que cerrará en diciembre de este año. Esto lo motivó a matricularse en el Instituto de Aeronáutica y Aeroespacial de Puerto Rico (Iaapr), ubicado en el aeropuerto  Rafael Hernández, en Aguadilla. Allí está próximo a completar la certificación en Base Aircraft Overhaul Program o Cat-A, que  lo capacitará para desempeñarse como asistente de mecánico de aviación.

 “Para poder estudiar cambié mi turno y ahora trabajo rompiendo noche. Tomo las clases de 5:00 p.m. a 10:00 p.m. Entro a las 10:30 p.m. a trabajar y salgo a las 7:00 a.m.”, relató el padre de tres universitarias. “Es bien sacrificado. Solo duermo de tres a cuatro horas porque tengo que sacar tiempo para estudiar, pero se puede”.

“Si te quieres superar, lo puedes hacer no importa la edad que tengas”, agregó el mayor del grupo, compuesto por  los primeros 23 estudiantes en completar los cursos conducentes a la certificación Cat-A el sábado  21 de noviembre. Esto luego de haber completado 1,100 horas contacto en un periodo de seis meses.

De acuerdo con el profesor  Wilmer Arroyo,  director ejecutivo del Iaapr, esta certificación, única en la Isla, fue desarrollada en alianza con Lufthansa Technik, con miras a adiestrar y educar a los trabajadores especializados que esta empresa  necesita para su operación en Puerto Rico.

El Base Aircraft Overhaul Program  es ofrecido por profesores de la Universidad de Puerto Rico en Aguadilla -recinto al que está adscrito el Iaapr- y profesionales de Lufthansa, para proveer a los alumnos las destrezas  básicas en  áreas relacionadas con la inspección, el mantenimiento y la reparación de aeronaves.  La certificación, concentrada mayormente en la mecánica de naves fabricadas por las compañías  Airbus y Boeing, también prepara al participante en conocimientos básicos en  matemáticas, física, electrónica y materiales.

Para ofrecer estos cursos y talleres, el Iaapr cuenta con  un hangar con laboratorios  especializados en estructuras, materiales compuestos de fibra de carbón, sistemas hidráulicos y neumáticos, electricidad básica para aviones, sistemas de comunicación y radares de aeronáutica, soldadura, pintura, turbinas y motores de hélice.

 Arroyo indicó que el próximo martes 27 de octubre, los 23 pioneros de la certificación Cat-A serán entrevistados por personal de Lufthansa Technik. “Luego, los que sean escogidos pasarán seis meses de adiestramiento en el trabajo en instalaciones de la empresa en distintas partes de Europa”, informó el profesor.

Después de esa experiencia, que será costeada por la compañía de aviación, los alumnos regresarán a la Isla para trabajar en las instalaciones de Lufthansa Technik en la Isla, que también ubican en el aeropuerto aguadillano.

Según Antonio Medina Comas,  director ejecutivo de la Compañía de Fomento Industrial, “el segmento aeroespacial es uno de los más importantes hoy día en la economía de Puerto Rico, pues está creciendo a un paso significativamente rápido  comparado con el resto de la economía”.

Informó que unas 15 compañías de esta industria se han establecido en Puerto Rico y ya han invertido casi $121 millones en la Isla. Se espera que entre todas hayan generado más de 6,000 empleos para el 2017, dijo.

Agregó que el Iaapr surgió porque “tenemos una escuela muy buena, pero no tenía la capacidad de graduar la cantidad de mecánicos que Lufthansa necesitará a largo plazo”. Aquella escuela es la  Puerto Rico Aviation Maintenance Institute, en Ceiba.

Para continuar preparando a los profesionales que trabajarán en la industria, Iaapr prevé desarrollar otras certificaciones y grados asociados.

 Todo esto debe servir para que más personas se reinventen, como Rivera González. “Si Lufthansa me contrata, trabajaré con ellos. Si no, mis planes son seguir trabajando en el área (de aviación) o continuar los estudios, como el grado asociado  en Tecnología Aeronáutica y Aeroespacial”, dijo.

Categorías de Contenido: