Banner Cerebros Boricuas

Cerebros Home   |   About   |   Cerebros Boricuas RSS

Aviones diseñados por estudiantes del RUM sobresalen en competencias

Imagen de Yaihara Fortis Santiago
El grupo del RUM fue el único que representó a Puerto Rico en las competencias de la región este de la SAE Aero Design. (Suministrada) Estudiantes de la Universidad de Puerto Rico en Mayagüez llegaron al Top Ten en las competencias de la región este de la

Este artículo fue publicado en Diálogo Digital el martes, 7 de abril de 2015. Para ver el artículo en diálogo digital visite: http://dialogoupr.com/noticia/upr/aviones-disenados-por-estudiantes-del-rum-sobresalen-en-competencias-en-florida/

En un evento de la Sociedad de Ingenieros Automotrices (SAE) que se celebró en Lakeland, Florida en el mes de marzo y en el que participaron sobre 70 universidades de todo el mundo, los estudiantes que representaron al Recinto Universitario de Mayagüez (RUM) se alzaron en la octava y novena posición en dos categorías diferentes.

Los dos aviones de control remoto que diseñaron los estudiantes del equipo colegial SAE Aero Design, los únicos representantes de Puerto Rico, se posicionaron en octavo y noveno lugar en las categorías micro y regular, además, ganaron la primera y la tercera posición en las presentaciones de esas categorías.

Según el capitán del equipo, Anthony Millán Figueroa, estudiante de quinto año de Ingeniería Mecánica, la categoría regular está destinada a los aviones diseñados para levantar mayor peso con restricciones de dimensiones máximas para los materiales y para la potencia de los aditamentos electrónicos.

En cuanto a la categoría micro, aunque también el avión debe levantar el mayor peso posible, este debe ser más liviano y pequeño que el regular, ya que su diseño debe asemejarse a los conocidos drones de uso militar o experimental científico.

Según el comunicado de prensa, el grupo puertorriqueño inscribió dos aviones en el evento, sin embargo, cargó con tres para la categoría regular y con cuatro para la micro, ya que de surgir una situación con alguno de los aviones pudieran reemplazar las piezas afectadas de las aeronaves oficiales, relató el capitán.

“Una nueva regla establecida este año, es que si el avión se estrellaba en medio del vuelo, nosotros teníamos la opción de arreglarlo si no había tenido un daño de más del 50 por ciento, sin perder los puntos acumulados. Pero, si el avión tuvo daños de más del 50 por ciento y decidíamos arreglarlo, perdíamos los puntos que habíamos ganado hasta ese momento”, explicó.

Aunque los jóvenes tuvieron que hacer uso de las piezas para reparar los aviones principales, en ninguna de las categorías se les restaron puntos, ya que los daños no superaron el 50 por ciento.

Jeffrey Hernández, de Administración de Empresas; Lorenzo Rosa, de Ingeniería Mecánica; y Rafael Dilan, de Ingeniería Industrial, quienes son integrantes del equipo colegial. (Suministrada)

En la competencia, que se realiza con el propósito de exponer a los futuros ingenieros a ambientes reales de trabajo y al conocimiento de lo que conlleva el proceso técnico de vuelo de una nave, el equipo colegial también repitió la hazaña del pasado año al obtener la posición cimera en la presentación de la categoría micro. Mientras, que en la categoría regular, ganaron tercer lugar.

En esas presentaciones se incluye el reporte de diseño escrito que se entrega previo al evento y en el que se detalla el proceso de configuración de los aviones que van a llevar al lugar. También forman parte de esta categoría, las presentaciones orales que se hacen para mercadear el producto y que son evaluadas por profesionales de la industria.

“Ese mismo día hacen la inspección de nuestro diseño, comparándola con el reporte que habíamos entregado para probar que realmente llevamos los aviones que dijimos que íbamos a llevar, que no les hayamos hecho cambios y que cumplan con todas las reglas y limitaciones de la competencia”, precisó el capitán.

Luego, se realizan los circuitos de vuelo, en los que los grupos tienen que demostrar que los “aviones vuelan, pueden aterrizar y son capaces de levantar el mayor peso posible dentro de su categoría”.

El equipo consta de 35 estudiantes de Ingeniería Industrial, Ingeniería Civil e Ingeniería Mecánica e incluyen uno del Departamento de Administración de Empresas  con el propósito de elaborar el área de mercadeo del producto.

Tesón y compromiso colegial

Asimismo, el doctor David Serrano, catedrático del Departamento de Ingeniería Mecánica y consejero del grupo, se manifestó complacido con el desempeño de sus estudiantes, ya que “se miden contra universidades de Polonia, Brasil, México, India, Canadá y decenas de otros países de todo el mundo y siempre, desde que comenzamos a competir, ganan premios y lugares importantes”, mencionó.

Serrano comienza a adiestrar a los chicos desde agosto, cuando estos se matriculan en el curso de Proyectos Especiales. Allí inician el proceso de diseño y la selección de configuraciones, entre otros aspectos.

Tags: