Se buscan ojos para el estuario

Este artículo es reproducido por CienciaPR con permiso de la fuente original.

Por Liz Yanira Del Valle / Especial para El Nuevo Día endi.com Llegó el 2007 con buenas nuevas para todos los interesados en el tema ambiental. En especial, para quienes andan buscando retos a sumar en sus resoluciones de año nuevo que no estén asociados a pesos y centavos, sino al trabajo voluntario. Para éstos hay una novel alternativa: el Programa de Monitoría Voluntaria del Consorcio del Estuario de la Bahía de San Juan (CEBSJ). Los requisitos para participar son básicos: tener disposición, compromiso con el ambiente y muchos, pero muchos deseos de aprender. Según Jorge Bauzá Ortega, científico ambiental del Consorcio, con el programa pretenden integrar a los futuros candidatos en faenas educativas relacionadas con el campo profesional a los que pertenecen, al tiempo que éstos se convertirán en los centinelas del Plan Integral de Manejo y Conservación del EBSJ. “Necesitamos ver si las acciones del Plan Integral van por buen camino porque de no ser así hay que crear las medidas correctivas. Luego, si tenemos problemas de contaminación, lo debemos saber a tiempo para poder levantar bandera roja. Para todo esto es necesario establecer un monitoreo de indicadores ambientales que será realizado con la fuerza colaboradora de dichos voluntarios”, dijo el doctor Bauzá. Añadió que el monitoreo de los indicadores ambientales no es otra cosa que las salidas de campo realizadas periódicamente donde se observan y recopilan datos de los ecosistemas con el fin de ver su estado de salud. “Recordemos que son organismos vivos. En el caso del Estuario de la Bahía de San Juan (EBSJ) entre los diferentes componentes del ecosistema a evaluar figuran los cuerpos de agua, los manglares, las yerbas marinas, los corales, los sedimentos y la flora y la fauna”, añadió. Los parámetros a medir en las visitas de campo son diversos y dependerán de cada ecosistema. En esta parte del trabajo se toman medidas de temperatura, de salinidad, diversidad y abundancia de especies y el oxígeno disuelto para ver “si nuestros ecosistemas se encuentran funcionando de manera óptima o si por el contrario existen problemas que están afectando los mismos”. Bauzá explicó que en el caso de los cuerpos de agua se mide la concentración de oxígeno en el agua, gas vital para la vida no sólo de los organismos terrestres sino también de los habitantes acuáticos. “Recordemos que el oxígeno disuelto en ambientes acuáticos es más susceptible a cambios por condiciones ambientales. Por tal razón, este monitoreo debe ser bastante frecuente, al menos quincenal”, explicó. En el agua, también se mide su nivel de turbidez y los contaminantes (si es que los hay). Para los mangles, se hacen observaciones y anotaciones a nivel cualitativo y su tasa de crecimiento. Con las yerbas marinas y los corales, se mide su por ciento de cobertura en el área, sus tasas de crecimiento y se determina si tienen sedimento. Con los corales se observa si hay blanqueamiento. Bauzá indicó que el procedimiento de monitoreo para los sedimentos es un poco más complicado. “Medimos a ver si hay metales pesados como el mercurio, el plomo, pesticidas y anotamos los tamaños del sedimento”. Otros buenos indicadores son los censos de aves y de peces. El especialista argumentó que observando cómo varían las poblaciones de ambos se logra lo que se conoce como el índice de biodiversidad (número que aflora información sobre cómo está la riqueza de la especie en el área). Estos censos se hacen en la misma zona y por la misma cantidad de tiempo para dar peso a su validez científica. Validez científica Según Bauzá, los planes dentro del Consorcio son capacitar a estudiantes de escuela intermedia, escuela superior, universitarios y ciudadanos interesados en estas tareas de monitoreo ya que no sólo los acerca a dichas técnicas requeridas en los estudios ambientales y les da la satisfacción de invertir su tiempo en pro de la causa ambiental, sino que también los puede estimular a forjarse como futuros profesionales de dicho campo en Puerto Rico. “Ya tenemos en mente que quizás hasta alguna institución universitaria se nos una en este esfuerzo y pueda convalidar esta experiencia en el campo científico como crédito de su currículo”, apeló. Para el proyecto, el CEBSJ prepara una estación de campo (laboratorio) con todo el equipo necesario para efectuar el trabajo descrito anteriormente. Los fondos para implementar este novedoso programa proceden del presupuesto del CEBSJ y de unos fondos suplementarios otorgados a entidades sin fines de lucro por la Agencia Federal de Protección Ambiental (EPA, por sus siglas en inglés) que vienen a su vez de las multas aplicadas a infractores de leyes ambientales. El equipo a utilizarse es especializado y no siempre tan económico. Por ejemplo, el medidor de campo portátil puede estar entre los $7,000. Este equipo mide los parámetros químicos del agua de inmediato. “Luego que nuestros voluntarios estén debidamente preparados iniciaremos las labores por facetas y clasificaremos los grupos. Comenzaremos integrándoles en la medición de los cuerpos de agua”, recalcó Bauzá. Este aparato es el corazón de la primera fase. Luego le siguen otros instrumentos como los metros de corriente, las redes de plancton, los mostradores de sedimento, disco secchi (para medir población de plancton), entre otros equipos. Dichas observaciones se harán con rigurosidad para que sus resultados tengan la validez científica necesaria. ¿A Dónde puede llamar? Bauzá recordó que todas estas observaciones permiten establecer condiciones base para comparar las futuras observaciones del programa de monitoreo de indicadores ambientales del EBSJ, acción fundamental del Plan Integral de Manejo y Conservación de la entidad para que labora y para la cual elabora una guía preparatoria para adiestrar a los futuros voluntarios. También mencionó que las labores de estas personas definitivamente contribuyen de forma costo efectiva a la entidad sin fines de lucro. Los interesados deben comunicarse al (787) 274-3374.

Tags: 

Categorías de Contenido: