Se espera epidemia de zika en el País

Este artículo es reproducido por CienciaPR con permiso de la fuente original.

Contribución de CienciaPR: 

No

Por: 

Marga Parés Arroyo
Al día de ayer la transmisión del virus había alcanzado 21 de los 55 países y territorios de las Américas, según la OMS. (AP)

Solo se ha confirmado un caso de zika aquí, pero las autoridades salubristas anticipan que el virus circula en el País y que, al igual que ocurrió cuando llegaron los contagios de chikungunya, también alcanzará niveles epidémicos.

El Departamento de Salud, de hecho, ha procesado más de 200 pruebas de laboratorio, muestras que han arrojado negativo a dengue y chikungunya, pero que la agencia quiso someterlas al filtro del nuevo virus.

También han procesado otras 30 que les han llegado sospechosas a zika. 

Los resultados de todas estas pruebas serán dados a conocer a finales de esta semana, con el inicio de informes semanales que la agencia emitirá sobre el desarrollo del zika en Puerto Rico, lo mismo que hace con los virus del dengue, chikungunya e influenza.

La agencia también está pendiente a los resultados de otra prueba que se está tramitando a través del laboratorio del Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC en inglés) en Fort Collins, Colorado. 

Se trata de una persona que estuvo de visita en Puerto Rico, pero que a los tres días de regresar a Nueva York comenzó a desarrollar síntomas sospechosos a zika.

Mientras tanto, Salud descarta emitir medidas más rigurosas para tratar de evitar complicaciones asociadas al virus, como la recomendación de que las mujeres queden preñadas durante varios años, como ya han formulado países como Colombia, El Salvador, Honduras, Jamaica, República Dominicana y Ecuador.

Las autoridades salubristas del País también evitan entrar en el debate que ha surgido en América Latina sobre la permisibilidad del aborto en preñadas infectadas con zika donde se tema que el bebé podría nacer con microcefalia, malformación que  se ha asociado al virus pero que continúa bajo estudio.

Entretanto, tan cerca como en República Dominicana ya se han confirmado diez casos, dos  en niños menores de 5 años y el resto en personas entre los 15 y los 57 años.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) advirtió ayer que la transmisión del zika continuará arropando el hemisferio occidental, con excepción de Canadá y Chile, donde el frío y condiciones geográficas impiden el desarrollo del mosquito Aedes aegypti, vector del virus. 

Al día de ayer la transmisión del virus había alcanzado 21 de los 55 países y territorios de las Américas, según la OMS.

No a evitar PREÑEZ.  “No todas las embarazadas (contagiadas) con zika van a tener bebés con microcefalia”, advirtió ayer la doctora  Brenda Rivera García, directora de la División de Epidemiología del Departamento de Salud en Puerto Rico.

Con este planteamiento la epidemióloga rechazó que Salud emita algún llamamiento para que las mujeres eviten preñarse, como en El Salvador, donde las autoridades sanitarias le han sugerido a su población que evite  procrear hasta el 2017.

“No se ha contemplado por la Secretaria (de Salud) que en Puerto Rico se emita unadeclaración de prohibición de embarazos”, sostuvo.

Sobre la cuestión de permitir abortos en casos donde se identifiquen fetos con microcefalia, la funcionaria indicó que sería muy difícil, particularmente porque las ecografías que permiten identificarlos se realizan tarde en la gestación.

Aún así, comentó que es una decisión “muy personal” que debe tomar la mujer tras conversar con su médico sobre las condiciones de riesgo.

Hay varios tipos de aborto, incluido  el espontáneo (por causas naturales), el inducido (con o sin asistencia médica), el terapéutico (por razones médicas) y el electivo (por ejemplo, tras una violación). Esta acción está regulada tras el caso de Roe vs. Wade (1973), mediante el cual se legaliza el aborto hasta que el feto sea “viable”, lo que se define entre el quinto y sexto mes de gestación.

Rivera García recalcó que los esfuerzos van dirigidos a prevenir el virus, medidas que incluye usar repelentes de mosquitos y eliminar  posibles criaderos de mosquitos.

 Anticipó que se estima que esta semana Salud emita unas guías específicas para las mujeres preñadas en zonas endémicas del virus, como Puerto Rico. 

Opinó que las guías ayudarán a los proveedores a la identificación de casos sospechosos del virus para poder someter las pruebas al laboratorio de Salud. 

“Sí, esto (el zika) está dando vueltas (en Puerto Rico). Por eso (se están revisando datos de hace) dos meses atrás, estamos viendo por dónde entró, cuál es la región más activa y si son casos más aislados para compartir la información con los médicos y con la comunidad”, comentó.

El primer y hasta ahora único caso de zika aquí fue confirmado por Salud el 31 de diciembre  pasado.

Se informó entonces que se trató de un hombre de más de 65 años  de la región de Caguas, sin historial reciente de viaje, por lo cual se trata de un caso de transmisión local.

Rivera García anticipó que, al igual que ha ocurrido con otros virus, se espera que el zika alcance niveles epidémicos y luego se torne en una enfermedad endémica (con transmisión durante todo el año), como ocurre con el dengue.

 “La clave es aprender más sobre este virus porque es más lo que se desconoce que lo que se conoce”, dijo.

Síntomas leves.  La doctora  Ángeles Rodríguez, exepidemióloga del Estado, coincidió en que ya el virus del zika está circulando en Puerto Rico.

“Estoy segura que está circulando porque hay vectores (que transmiten el virus) y las condiciones apropiadas para su desarrollo”, dijo.

Sin embargo, la infectóloga advirtió que, por el zika tener una sintomatología generalmente  leve, la mayoría de las personas contagiadas no van a acudir a un hospital a buscar asistencia médica, sino que van  a ir a   oficinas de médicos primarios a atenderse.

Según datos del CDC, se estima que solo una de cada cinco personas contagiadas con el virus va a desarrollar síntomas.

Sobre el riesgo de las embarazadas contagiadas con zika por la asociación de  tener bebés con microcefalia, Rodríguez recomendó que se les realicen pruebas mandatorias del virus varias veces durante el embarazo.

 “Tienen que tener información (sobre la posibilidad de tener un bebé con microcefalia) para tomar una decisión (de si abortar o no)”, dijo.

Agregó que los resultados de estas pruebas deben gestionarse de forma rápida, por lo cual recomendó que se fortalezca la capacidad de Salud para tramitar estas pruebas.

“Lo más importante es la prevención, evitar la picada de mosquitos”, advirtió, por su parte, la doctora  Susana Schwartz.

La ginecóloga obstetra comentó que, por su sintomatología, un caso de zika podría confundirse con  dengue.

El doctor  Víctor Ramos, presidente del Colegio Médico, informó que, hasta  abril, durante las asambleas de la organización, Rivera García y su personal estarán impartiendo charlas sobre el zika para ayudar a los proveedores en su diagnóstico.

Coincidió en que la transmisión del zika se extenderá con facilidad por el País ante la cantidad de personas vulnerables a su contagio por no tener historial previo del virus.

Advirtió, además, que no todas las preñadas contagiadas tendrán bebés con microcefalia, ni todos los adultos infectados desarrollarán el Síndrome de Guillain-Barré, complicación neurológica también asociada al virus.

Ojo a la microcefalia.  Según informó el pediatra  Gerardo Tosca, Salud ordenó la recopilación de datos de niños nacidos con microcefalia a partir de enero de este año.

 “Hay que estar pendientes”, dijo.

Por su parte, el doctor  William Ramírez Cacho  informó que  los casos de microcefalia generalmente están asociados a algún componente genético o ambiental, aunque también hay casos idiopáticos, de causa desconocida.

 “Microcefalia no implica un compromiso del desarrollo del niño”, manifestó el perinatólogo.

 El CDC advierte, de hecho, que las complicaciones por microcefalia varían de leves a graves.

Ramírez  Cacho advirtió que este defecto congénito puede ser detectado temprano en el embarazo a través de sonogramas, cuando se observa una desproporción entre el cuerpo y las medidas de la cabeza del bebé.

Sin embargo, resaltó que a pesar de la asociación que se ha emitido sobre los embarazos y la microcefalia, particularmente por la experiencia ocurrida en Brasil, aún no hay un hallazgo intrauterino asociado al virus.

“Microcefalia es un hallazgo en un sonograma que requiere evaluación y seguimiento, nada más”, puntualizó. 

Tags: 

Categorías de Contenido: