Son de aquí: escorpión moteado

Este artículo es reproducido por CienciaPR con permiso de la fuente original.

Contribución de CienciaPR: 

No

Por: 

Eddie Laboy Nieves

Conoce al escorpión moteado, una de las especies endémicas de Puerto Rico. También, lo llaman escorpión, camaroncillo, alacrán.

Datos:

Nombre científico: Tityus obtusus

Características del animal: Los escorpiones son artrópodos terrestres clasificados en el orden Arácnida, al cual pertenecen las arañas y las garrapatas. En el archipiélago boricua se han identificado 19 especies, la mayoría endémicas.  El adulto del escorpión moteado mide de 6 a 7 centímetros de largo.  Su cuerpo alargado está dividido en dos segmentos principales: el cefalotórax y el abdomen. Proyecta un fuerte armazón pardo o rojizo claro con un patrón muy denso de manchas castañas, de ahí su nombre común.  Los negruzcos quelíceros (piezas bucales) preorales (inmediatamente antes de la boca) son muy robustos y densamente reticulados. El ovalado telson (último apéndice de la cola) proyecta un afilado aguijón, utilizado para inyectar un veneno paralizante a sus pequeñas presas, las cuales agarra con su par de intimidantes pedipalpos (“bocas” o pinzas similares a las de un camarón). Los juveniles de esta especie son amarillentos, lo que hace que su patrón de manchas sea mucho más contrastante que el de los adultos.

Alimentación: Este animal es carnívoro. Captura e ingiere pequeños artrópodos, larvas, lapas y hasta coquíes que se desplazan sobre la hojarasca. 

Estimado de población: El escorpión moteado es bastante cosmopolita. Habita desde las costa hasta la cima más alta de Puerto Rico (Cerro de Punta), en hábitats que cubren casi todo el espectro de formaciones vegetales del archipiélago: bosques xerofíticos litorales y la pluviselva de la alta montaña, la cual aparenta preferir.

Datos curiosos: El escorpión moteado es un cazador nocturno oportunista que emplea la estrategia del acecho. Su caparazón de quitina está ligeramente cubierto por vellos mecano-sensoriales.   Este animal espera sobre la vegetación del suelo a que se acerquen sus presas. Cuando se estimula esa velocidad, el escorpión lanza una rápida serie de aguijonazos y agarres con sus quelas, resultando en el envenenamiento y posterior captura de la presa, respectivamente. Si el escorpión esta saciado, a veces la presa pasa por el lado o él pasa al lado de la presa sin que ocurra ataque alguno.

En ocasiones los escorpiones se adentran y merodean en las casas, por lo general durante el forrageo o buscando refugio. Pueden esconderse dentro del calzado o subir por las cortinas. Auque es un animal relativamente manso, si accidentalmente es molestado, éste se va a defender.  El género Tytius al que pertenece el escorpión moteado, se considera el más “peligroso” para los humanos que habitan Puerto Rico. Sin embargo, fuera del intenso y agudo dolor de su aguijonazo, el veneno de este animalito no es letal.  Ser alérgico a tal veneno requiere que una persona haya sido pinchada varias veces por esta especie, y que luego desarrolle anafilaxia, la cual puede conllevar una fuerte reacción alérgica si se repitiera el aguijonazo.

Después de Cuba y República Dominicana, Puerto Rico es el enclave antillano con la mayor diversidad de especies de escorpiones. Sin embargo, pese a ese sitial zoológico, se conoce mucho sobre la taxonomía de estos magníficos animales boricuas, pero muy poco sobre su ecología e historia de vida.

Tags: